La Mugeju valora la propuesta de CCOO de establecer el criterio de renta familiar (y no personal) para asignar las ayudas de Acción Social


23 jun. 2020



  • Acción Social 2020 de la Mutualidad General Judicial

LA MUGEJU MANIFIESTA QUE COMPARTE Y SE COMPROMETE A VALORAR LA PROPUESTA DE CCOO DE QUE SEAN LOS INGRESOS DE LA UNIDAD FAMILIAR Y NO LOS INDIVIDUALES DEL/A TRABAJADOR/A LOS QUE SIRVAN DE BAREMO PARA LA CONCESIÓN DE AYUDAS

CCOO llevamos varios años reclamando esta medida que la Mugeju aplicará en la acción social de este año si dispone de medios para controlar la veracidad de los datos de la renta familiar, lo que nos comunicará en breve

De forma incomprensible, la dirección de la mutualidad no había aceptado en años anteriores la propuesta de CCOO de que los ingresos que han de tenerse en cuenta para asignar las ayudas sean los de la unidad familiar y no solo los del trabajador o de la trabajadora lo que puede estar suponiendo que se estén asignando ayudas sociales a familias de elevadísimo poder adquisitivo mientras se recortan las ayudas a las personas que más lo necesitan. Por fin la mutualidad nos ha dado la razón y, según han manifestado, si disponen de recursos personales y técnicos para comprobar estas rentas de la unidad familiar se incorporará este criterio a la acción social de este año 2020.

En la mañana de hoy ha tenido lugar una reunión por videoconferencia con la Mugeju para la negociación de las bases de Acción Social para el personal de este organismo en el presente año 2020.

El resto de las principales propuestas de CCOO consistentes en que los fondos de acción social alcancen el 1% de la masa salarial o que, al menos, se recuperen las partidas existentes antes de los recortes de 2012 (incluida la ayuda por hijos a cargo) y que se establezca un tope salarial a partir del cual no se perciban ayudas, han vuelto a ser rechazadas motivo por el cual no hemos aceptado esta propuesta.

CCOO hemos propuesto también que la ayuda para transporte (única que en el pasado ejercicio ha tenido asignado un presupuesto inferior a la demanda de solicitudes) se conceda con su cuantía total a quien tenga menos ingresos, que es quien verdaderamente la necesita con mayor justificación, propuesta que también ha sido rechazada.

Siguen manteniéndose las mismas ayudas y criterios del año anterior, entre los que siguen recogidos los que se incorporaron a propuesta de CCOO para que se repartan todos los fondos y no pueda haber sobrantes y para que la asignación de las ayudas se haga en porcentajes inversamente proporcionales a los ingresos, correspondiendo el 100% de la ayuda a quienes tienen el nivel de ingresos más bajo en la propia mutualidad, ayuda que se reduce gradualmente hasta el 25% de su importe para quienes superen los 72.000 euros de ingresos anuales.

Por lo tanto se mantienen, como en los últimos años, los programas de ayudas por discapacidad, sanitaria, estudios y transporte y con la misma regulación e importes, a la espera de que la mutualidad nos confirme o no el nuevo criterio de ingresos de la unidad familiar para la determinación de las ayudas.