El Ministro Gallardón anuncia que los Tribunales de Instancia podrán ser de ámbito inferior al provincial


1 ago. 2014



EL MINISTRO DE JUSTICIA ANUNCIA EN GALICIA QUE LOS TRIBUNALES DE INSTANCIA PODRÁN SER DE ÁMBITO INFERIOR AL PROVINCIAL AUNQUE  ESTA POSIBILIDAD “será excepcional y siempre y cuando se cumpla con los criterios territoriales, demográficos y sociales que se establezcan por leyY CONFIRMA QUE MUCHÍSIMOS JUZGADOS SERÁN CERRADOS AL EXIGIR UNOS REQUISITOS MUY DETERMINADOS PARA QUE SE MANTENGA LA SEDE JUDICIAL (“entre otros, la dispersión de la población, los tiempos de desplazamientos a la capital de provincia o el aprovechamiento de las infraestructuras existentes”)

  • Las presiones, entre ellas la huelga convocada por CCOO para el 8 de octubre, están obligando a Gallardón a rectificar, aunque sigue sin garantizar la permanencia de todos y cada uno de los actuales partidos judiciales, ni la de todos los juzgados ni la de todos los puestos de trabajo
  • Para CCOO queda todavía mucho camino por recorrer y si realmente Gallardón ha rectificado y tiene intención de mantener todos los Partidos Judiciales tiene una manera muy fácil de demostrarlo,  incluir esa “declaración de intenciones”  en el texto de reforma de la LOPJ con una redacción precisa que lo garantice, y CCOO reta a Gallardón a que lo haga de manera imperiosa y nos remita el nuevo texto

Según una nota de prensa del Ministerio de Justicia y diversas informaciones aparecidas en la prensa, Gallardón, en una reunión con el presidente de la Xunta de Galicia, da por muerta su propuesta inicial de crear un único Tribunal Provincial de Instancia en las capitales de provincia y suprimir todos los demás partidos judiciales y, todo ello, en la medida en que se van acercando las elecciones municipales y  autonómicas.

Pero para CCOO queda todavía mucho camino por recorrer y si realmente Gallardón ha rectificado y tiene intención de mantener todos los Partidos Judiciales tiene una manera muy fácil de demostrarlo,  incluir esa “declaración de intenciones”  en el texto de reforma de la LOPJ con una redacción precisa que lo garantice, y CCOO reta a Gallardón a que lo haga de manera imperiosa y nos remita el nuevo texto.

Como hemos venido informando, desde que CCOO tuvo la primera noticia sobre las intenciones del gobierno de suprimir masivamente la gran mayoría de los juzgados españoles nuestra actividad ha sido incesante: para detener ese despropósito hemos mantenido contactos con todos los grupos políticos en el ámbito estatal, autonómico, provincial y local; hemos trasladado nuestra oposición a los parlamentos autonómicos, diputaciones provinciales y ayuntamientos en los que hemos propiciado la aprobación de una grandísima cantidad de mociones, proposiciones no de ley y otras resoluciones, incluso en instituciones cuya mayoría política es del Partido Popular; hemos movilizado a la sociedad civil a través del apoyo que nuestras propuestas han obtenido de numerosísimas organizaciones profesionales, vecinales, de consumidores y usuarios, etc.

Hemos ejercido además toda la presión posible mediante múltiples escritos remitidos al ministro Gallardón y a su equipo y, en la Mesa Sectorial de Negociación, CCOO se ha negado a aceptar acuerdos que en absoluto garantizan el mantenimiento de todos y cada uno de los puestos de trabajo, ni la desaparición de los mecanismos de movilidad funcional y geográfica forzosa para los funcionarios y funcionarias, a quienes ni tan siquiera se les garantizan sus actuales retribuciones.

Ahora Gallardón intenta rectificar ante la evidente amenaza de pérdida de votos en las localidades en los que pretendía cerrar el juzgado de cara a las próximas elecciones municipales y autonómicas y así ahora, tras su entrevista con el Presidente de la Xunta de Galicia [cuyo Parlamento con mayoría absoluta del PP, aprobó una moción en contra de la reforma judicial], anuncia que permitirá la creación de distintos Tribunales de Instancia en cada Provincia pero eso sí  esta posibilidad, será excepcional y siempre y cuando se cumpla con los criterios territoriales, demográficos y sociales que se establezcan por ley y la Comunidad Autónoma responsable deberá presentar un informe con la propuesta sobre la demarcación territorial de cada uno de estos tribunales de instancia  tendrá que presentar igualmente una propuesta de acuerdo con los criterios establecidos en la LOPJ, entre otros, la dispersión de la población, los tiempos de desplazamientos a la capital de provincia o el aprovechamiento de las infraestructuras existentes y  un estudio del TSJ correspondiente con las cargas de trabajo de los distintos juzgados para que sea informado por el Consejo General del Poder Judicial cuyo presidente, Carlos Lesmes,  ha declarado hace tan solo unos días en la clausura de un curso de verano en la Universidad Complutense de Madrid Ha llegado el momento de que España modifique su organización territorial de la justicia y pase a eliminar sus 432 partidos judiciales, que ya no tienen ningún sentido", (eldiario.es25/07/2014 “Lesmes defiende  la“concentración” de los 432 partidos judiciales españoles)

La nota de prensa delMinisterio deja claro que desaparecerán sedes judiciales en muchas de las actuales cabeceras de partido, al recoger que Para que cada uno de estos Tribunales de Instancia pueda tener a su vez distintas sedes judiciales, cada comunidad autónoma tendrá que presentar igualmente una propuesta de acuerdo con los criterios establecidos en la LOPJ, entre otros, la dispersión de la población, los tiempos de desplazamientos a la capital de provincia o el aprovechamiento de las infraestructuras existentes. Es decir, que se mantiene el criterio que para las sedes desplazadas establecía el anteproyecto de LOPJ, criterio que establece la valoración conjunta de nueve requisitos para mantener abiertas sedes judiciales en estas localidades.

En definitiva, la única novedad que anuncia Gallardón es que podrá haber tribunales de instancia además de en las capitales de provincia en localidades con una importancia judicial igual o superior a la capital” donde “exista ya un mínimo de unidades judiciales: una en el orden contencioso-administrativo, social y civil y al menos cinco en el orden penal”.

En la nota de prensa publicada por el Ministerio de Justicia esta misma tarde también se recoge que Los Tribunales de Instancia permiten una reorganización de la carga de trabajo entre los distintos juzgados, que actuarán bajo un único órgano judicial (el Tribunal de Instancia). Esta homogeneización se consigue mediante el reparto provincial o por Tribunales de Instancia de asuntos,(…)y la reasignación de efectivos del mismo órgano judicial (el Tribunal de Instancia) en función de las necesidades es decir la movilidad funcional y la geográfica forzosa entre distintas localidades, dentro de la misma provincia, está servida, tal y como viene denunciando CCOO.

Finalmente anuncia que, las Oficinas Judiciales de Paz, “que serán las sucesoras de los Juzgados de Paz, y que mantendrán la cercanía de los servicios no jurisdiccionales al ciudadano”, pero es incapaz de manifestar con precisión que dichas Oficinas se crearán en todas las localidades en las que hoy existen los Juzgados y Agrupaciones de Juzgados de Paz, tal y como exige CCOO. Tampoco se menciona que en estas Oficinas quedarán destinados automáticamente todas y todos los trabajadores que actualmente prestan servicio en los citados Juzgados o Agrupaciones, lo que eliminaría la movilidad geográfica y garantizaría los puestos de trabajo actuales de esos órganos, y, por supuesto, nada se dice que estas oficinas serán incluidas como centro de destino en la LOPJ.

Una vez más Gallardón miente e intenta engañar a los trabajadores y a las trabajadoras y a la ciudadanía que, afortunadamente, son inteligentes y ya no se creen las mentiras de este ministro y su Gobierno, pues las condiciones que ahora establece para poder crear más de un Tribunal de Instancia en un misma provincia son las mismas condiciones que establece el actual texto del anteproyecto de reforma de la LOPJ, y hay que valorarlas todas ellas en conjunto.

CCOO exige a Gallardón que todas estas afirmaciones se trasladen de inmediato al texto de la reforma de la LOPJ, se nos entregue y se convoque la mesa sectorial de inmediato, y antes de que se apruebe el proyecto de reforma de la LOPJ, para comprobar que se incluyen con la redacción necesaria para que no quepan interpretaciones retorcidas y se conviertan en papel mojado.

Mientras tanto, y hasta que no comprobemos que Gallardón no vuelve a mentir y que estas manifestaciones no son mera palabrería electoralista ante la proximidad de las elecciones municipales y autonómicas, CCOO mantiene las movilizaciones, también contra el texto de la reforma de la LOPJ.

Por eso, CCOO llama a todos los trabajadores y trabajadores que prestan servicios en la Administración de Justicia a secundar las movilizaciones convocadas por  CCOO, entre otras, la concentración que tendrá lugar el día de la apertura del año judicial en septiembre y la huelga convocada para el día 8 de octubre de en la Administración de Justicia, pues sólo con la lucha y la presión constante del conjunto de los trabajadores y trabajadoras, junto con las organizaciones profesionales, vecinales, de consumidores y otras, a las que expresamente invitamos a convocar y secundar las mismas de forma unitaria, conseguiremos parar las reformas de Gallardón cuyo objetivo no es otro que desmantelar la Administración de Justicia para así poder reducir el déficit público.

Y de hecho, la presión ejercida estos meses,  desde todos los frentes, ha impedido también que el Consejo de Ministros apruebe antes del verano, como era su intención, el proyecto de LOPJ que, según las informaciones de la prensa, será aprobado y remitido a las cortes en Septiembre.



¡¡PAREMOS LA REFORMA DE LOPJ!!
 DEFENDAMOS EL MANTENIMIENTO DE TODOS LOS PARTIDOS JUDICIALES!! 
DEFENDAMOS EL MANTENIMIENTO DE TODOS LOS CENTROS DE DESTINO ACTUALES!! 
NO A LA MOVILIDAD FORZOSA GEOGRÁFICA Y FUNCIONAL!! 
¡¡NO A LA PRIVATIZACIÓN DEL REGISTRO CIVIL!!
MOVILIZATE Y LUCHA

 8 DE OCTUBRE HUELGA EN LA ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA