El Sector de Justicia de CCOO ante el Dia Internacional contra las Violencias Machistas


23 nov. 2018




MANIFIESTO DEL
SECTOR DE LA ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA DE CCOO


El SISTEMA JUDICIAL, PATRIARCAL Y REVICTIMIZADOR 

Cualquier persona siente recelos cuando tiene que acercarse al proceso judicial con todo su lenguaje árido y su parafernalia de estrados con tarimas togas y puntillas.

Ese reparo se convierte para una mujer víctima de violencia machista en un miedo insuperable que va retrasando la denuncia y prolongando en el tiempo la situación de maltrato.

Dado el primer paso, en numerosas ocasiones el camino judicial se convierte en un calvario.

Comienza el primer paso de la mano de un profesional de la abogacía que no suele estar formado, ni especializado.

Llega a un espacio hostil, donde no tiene intimidad y donde a veces se tropieza con el maltratador.

Es recibida por un personal también carente de formación al que tiene que contar su historia y hacerlo repetidamente.

En todo ese tránsito, en no pocas ocasiones se tropieza con personal formado en las escuelas de psicología afines al Síndrome de Alienación Parental, síndrome negado por la comunidad científica, pero que sin embargo impregna informes psicológicos que convierten a la víctima en manipuladora y al maltratador en víctima.

Finalmente, otra persona con las mismas deficiencias que todas las anteriores pero envestida de la máxima autoridad decidirá sobre su seguridad, su vida y la de sus criaturas.

El Sector de Justicia de CCOO, bajo el lema “no son números son personas”, queremos denunciar una vez más estas deficiencias y reivindicar:

- Que se cumpla el Convenio de Estambul, y se especialice al personal.

- Que se cumpla el Estatuto de la Víctima y las sedes judiciales cuenten con espacios adecuados que otorguen intimidad a la víctima y la preserven de la presencia del maltratador

- Que se destierre de una vez por todas el síndrome de alienación parental de los tribunales y se otorgue credibilidad a la víctima y no al maltratador y al pederasta.

En definitiva, el Sector de Justicia de CCOO, trabajamos para poner fin al sistema judicial patriarcal revictimizador de mujeres, porque la Tutela Judicial Efectiva es un derecho también de las ciudadanas y no es compatible con la realidad que las mujeres víctimas de maltrato padecen dentro de nuestro sistema judicial.