CCOO hace entrega a los Registradores de la Propiedad reunidos en Zaragoza una carta por la que muestra su oposición al proyecto de privatización del Registro Civil


18 abr. 2013


Durante los días 16 a 18 de abril se está celebrando en Zaragoza una Asamblea de Registradores de la Propiedad y Mercantiles de España, a la que asisten unos 300 registradores, en el que se está debatiendo principalmente el Anteproyecto de Ley de Reforma Integral de los Registros, en virtud del cual los registradores de la propiedad asumirían la llevanza de los registros civiles. Esta asamblea ha sido convocada porque cerca de 300 registradores la han solicitado por estar en disconformidad con el citado Anteproyecto y se oponen a asumir la llevanza del Registro Civil. 

Con tal motivo, una representación de las organizaciones sindicales de Aragón ha hecho entrega en la mañana de hoy de una carta dirigida a los Registradores y Registradoras de la Propiedad y Mercantiles suscrita por CCOO, por la que manifestamos nuestra disconformidad con dicho Anteproyecto, a cuyo contenido podéis acceder pinchando en el enlace Carta a los Registradores, por cuanto:

- Supondría la privatización de un servicio público esencial y hoy gratuito.
- No va a suponer ningún ahorro, sino al contrario, tendrá que ser sufragado con los aranceles que tendremos que pagar todos los ciudadanos.
- Quienes estarían a cargo de datos tan sensibles no serían funcionarios públicos.
- Se excluiría de su llevanza a los funcionarios de la Administración de Justicia, perdiendo su conocimiento, profesionalidad y experiencia en la materia.
- No mejoraría el servicio público, sino que únicamente consolidaría en el tráfico jurídico la posición de los Registradores de la Propiedad, que funcionan como en régimen de empresa privada. 
- La modernización del Registro Civil ya está prevista en la Ley 20/2011, por lo que no es preciso para ello que el registro sea asumido por los Registradores de la Propiedad.
- Se incluirían en el registro nuevos hechos como los poderes, los seguros de vida, o los planes de pensiones, que nada tienen que ver con el Registro Civil, con el único fin de aumentar los hechos por los que podrían cobrar y así rentabilizar la llevanza del Registro Civil. 

Al entregarles la carta uno de los registradores ha admitido que el Anteproyecto de Ley es una disfunción para el normal funcionamiento de los Registros de la Propiedad y ha admitido que los ciudadanos perderemos mucho, porque por más que diga el Ministro las certificaciones tendrían que cobrarlas.