La Unión Europea contra los derechos humanos


10 mar. 2016


CCOO denuncia que la UE trata a los refugiados como moneda de cambio con el gobierno de Turquía y señala que el proyecto europeo muestra de nuevo su deterioro con un acuerdo que traslada la crisis de los refugiados fuera de sus fronteras

La Comisión Ejecutiva Confederal de CCOO ha aprobado una Resolución ante el acuerdo de los Jefes de Estado y de Gobierno de la UE y el Gobierno turco sobre los refugiados:

El preacuerdo adoptado ayer por el Consejo de Europa con Turquía evidencia la absoluta insensibilidad de la UE y los Estados miembros ante la crisis humanitaria de los refugiados que arriesgan su vida huyendo de la guerra.

La UE elude su responsabilidad de dar respuesta a los miles de refugiados que se agolpan en sus fronteras mediante un acuerdo con Turquía para deportar a ese país a todos los inmigrantes, económicos y también demandantes de asilo que lleguen a la UE a través de este país, a cambio de que los Estados miembros reubiquen al mismo número de refugiados asentados en territorio turco.

Bajo la burda excusa de “combatir la actividad de las mafias”, la UE ha urdido un plan que vulnera la especial protección que el derecho internacional reconoce a los demandantes de asilo mediante la asimilación de inmigrantes económicos y refugiados, todos ellos considerados “ilegales”. Se expulsará a Turquía a los refugiados que han llegado a Europa por esta vía.

La UE ha “comprado” las devoluciones a Turquía por 3.000 millones de euros por los costes de gestión y 3.000 millones adicionales en 2018, sin ningún mecanismo de control del destino del presupuesto; la eliminación del requisito de visado para los ciudadanos turcos en Europa a partir de junio de 2016 y la agilización de la entrada de Turquía a la UE. Se ha obviado, curiosamente, que el gobierno de Erdogan viola de forma reiterada derechos fundamentales como la libertad sindical, el derecho laboral, la libertad de prensa y expresión -como el reciente caso del diario Zanan, cercano a la oposición al gobierno turco-, o el exterminio del pueblo kurdo.

La Comisión Ejecutiva Confederal de CCOO manifiesta su más absoluto rechazo a la política de la UE y la complicidad de sus estados miembros ante la crisis humanitaria de los refugiados en Europa. Europa tiene capacidad de respuesta pero no tiene voluntad.

En este sentido, CCOO se dirigirá de nuevo a la CES para que lidere una movilización sindical a nivel europeo, al mismo tiempo que emplaza a las fuerzas políticas y a las organizaciones sociales españolas para organizar movilizaciones de la ciudadanía para denunciar la actitud de gobiernos e instituciones europeas y para exigir medidas urgentes ante la mayor crisis humanitaria a la que se ha enfrentado Europa.